Represión a las Casas de Estudiantes en el Estado de Michoacán

25 May 2012   |   comentários

La madrugada del sábado 28 de abril elementos estatales del Grupo de Operaciones Especiales (GOE) y elementos de la Policía Federal irrumpieron con lujo de violencia tres de las casas de estudiantes en Morelia, Michoacán, sin órdenes de aprehensión ni cateo, deteniendo a más de 200 estudiantes
JPEG - 45.1 KB

La madrugada del sábado 28 de abril elementos estatales del Grupo de Operaciones Especiales (GOE) y elementos de la Policía Federal irrumpieron con lujo de violencia tres de las casas de estudiantes en Morelia, Michoacán, sin órdenes de aprehensión ni cateo, deteniendo a más de 200 estudiantes, de los cuales 13 fueron aprehendidos durante más de una semana en el penal “Mil Cumbres”.
Los estudiantes de las casas, organizados en la Coordinadora de Universitarios en Lucha (CUL) y el Movimiento de Aspirantes y Rechazados (MAR), venían movilizándose para exigir al gobierno estatal del priísta Fausto Vallejo transporte para la difusión de la convocatoria de ingreso a la Universidad Michoacana de San Nicolás Hidalgo (UMSNH), ampliación de la matrícula en la misma y recursos para el sostenimiento de las casas de estudiantes en el estado.
La respuesta del gobierno: la violenta incursión de los GOE´s y los federales en las Casas que, con gases lacrimógenos, macanas, bats de beisbol, golpearon y torturaron a los estudiantes, además de saquear las despensas y los cuartos y destruir el equipo de cómputo de las bibliotecas. Esto aunado a la tortura a la que fueron sometidos los detenidos y la irrupción de 50 patrullas del GOE y elementos de la PF a la Casa Lucio Cabañas la mañana del 29 de abril, en la que arrojaron gases lacrimógenos y abrieron fuego con armas de alto poder, balas de gas pimienta, incendiando la casa y lesionando a los estudiantes.

En un clima de criminalización, orquestado por los medios masivos, a la par del despliegue de 800 elementos de la PF al estado, el gobierno de Fausto Vallejo retuvo el presupuesto ordinario que reciben las Casas por motivos de alimentación y mantenimiento y presionó para que se firmara una minuta a cambio de la liberación de los presos, intentado frenar el descontento, así cómo desviar las movilizaciones y acciones en solidaridad tanto en la ciudad de Morelia y en la meseta purépecha, como en otras ciudades del país, particularmente el DF. Esta minuta obligaba a los estudiantes no sólo a regular el acceso a las casas de estudiantes, sino a comprometerse a cesar las movilizaciones y las acciones de presión hacia las autoridades.

Los estudiantes de las Casas de Michoacán organizados en la CUL junto a las organizaciones y el movimiento solidario, hemos impulsado acciones por la liberación de los presos, exigiendo también el repliegue de las fuerzas federales, el cumplimiento de todas las demandas, el otorgamiento de los recursos ordinarios a los estudiantes de las Casas, el cese al hostigamiento y amenazas, y el respeto a la organización estudiantil y el derecho a organizarse. Reiteramos el llamado al movimiento estudiantil, a las organizaciones obreras, campesinas y de derechos humanos, y a la población en general, a sumase a este movimiento, repudiar las acciones de los gobiernos michoacano y federal y a mantener la organización y movilización en solidaridad con los estudiantes michoacanos hasta que no haya una solución cabal a sus demandas.









  • No hay comentarios para este artículo