¡Abajo la reforma al Código Penal del Distrito Federal!

04 Dec 2013   |   comentários

Sergio Moissen, expreso político

Desde el Movimiento de los Trabajadores Socialistas (integrado por la LTS, trabajadores y jovenes independientes) rechazamos rotundamente las modificaciones al Código Penal del Distrito Federal que aumenta de forma escandalosa la criminalización de la protesta en la Ciudad de México. Esta reforma profundiza la política de criminalización de la protesta social que aumenta en la Ciudad de México de forma acelerada. Del 1° de diciembre al desalojo del Zócalo de la Ciudad de la Coordinadora de Trabajadores de Educación, el GDF está mostrando su carácter represor y en contra del derecho democrático de los trabajadores, los jóvenes, las mujeres y los pobres de esta ciudad a manifestarnos. Mientras la ALDF discutía esta reforma, la vida del activista universitario Mario González pende de un hilo en el Reclusorio Norte luego de 42 días de huelga de hambre. Con ello esta reforma nos recuerda los momentos más autoritarios del país en la época de Porfirio Díaz.

Esta reforma, no es de extrañarse, se da en el marco del endurecimiento de diversos gobiernos en contra de las protestas que azotan el mundo desde el 2008, con la caída de la economía internacional. Recién, en el Estado Español cuna del 15M, el gobierno del Partido Popular aprobó una medida legal que legaliza el impuesto de multas millonarias a los manifestantes que “salgan de la legalidad”. En Chile, país de las protestas de los “pingüinos”, Sebastián Piñeira, también ha presionado de la necesidad de “aprobar lo más rápido posible” la ley anti-capuchas antes del recambio post-electoral. Por si fuera poco a nivel mundial por lo menos 10 gobiernos, según datos de WikiLeaks, por medio del Trans-Pacific Partnership aprueban leyes que buscan limitar el acceso a la información en internet un medio de información que ha sido usado por el movimiento social y político de izquierda para fomentar la organización. En estos días aumentan las medidas legales criminalizadoras, el espionaje político de las grandes firmas en contra de los luchadores sociales y se aplican los planes de ajuste y las reformas “estructurales”.

JPEG - 203.7 KB

El día 19 de noviembre la Asamblea Legislativa del Distrito Federal modificó dicho código para aumentar las penas por “agresiones” causadas a policías durante protestas, manifestaciones, con lo que, como señalaron miembros de la Comisión de Administración y Procuración de Justicia. “en la mayoría de estos actos no tendrán beneficios de fianza, y alcanzarían penas de hasta 12 años en el caso de lesiones, 9 en el caso de robo y 10 años en el caso de daño a propiedad”.

Esta reforma agrava y profundiza la política de criminalización de la protesta y muestra con claridad la política de endurecimiento represivo del gobierno de Miguel Ángel Mancera aliado al Pacto por México de Enrique Peña Nieto. En la ciudad de México nos han estado quitando de a poco el derecho a protestar, un derecho conquistado por la lucha de las generaciones en el pasado. El GDF quiere hacer ley, quiere normalizar el hecho de que en cada protesta en la ciudad de México, quienes nos manifestamos, estemos a expensas de detenciones arbitrarias, violaciones a derechos humanos, el uso del Protocolo de Contención de Multitudes y el uso del cuerpo de granaderos.

Ya en la última movilización estudiantil del 2 de octubre miles de estudiantes y maestros nos movilizamos bajo la consigna de la disolución de los cuerpos de granaderos, los únicos responsables de la “violencia” en las manifestaciones; como lo han demostrado organizaciones de Derechos Humanos, el cuerpo de granaderos es responsable de la represión en las manifestaciones del último periodo y de detenciones arbitrarias. Mientras se aprueban estas reformas al Código Penal, el GDF avala la presencia de los grupos especiales de las Fuerzas Armadas como los “Murciélagos” que se infiltran en manifestaciones vestidos de civil para realizar detenciones durante las manifestaciones como se mostró el pasado 2 de octubre.

¡Alto a la criminalización de la protesta social! ¡Libertad inmediata e incondicional a Mario González! ¡Disolución de los cuerpos represivos Abajo la reforma al Código Penal del D.F.!

22/11/2013









  • No hay comentarios para este artículo