15 de MAYO: balance y perspectivas de la lucha magisterial

25 May 2012   |   comentários

JPEG - 49.8 KB

Con la noticia de fondo del acuerdo SEP-SNTE para otorgar al magisterio el incremento salarial más bajo (4.25%) en el sexenio de Calderón, el pasado 15 de mayo miles de maestras y maestros salieron a las calles del DF y algunos estados como Oaxaca y Guerrero manifestando su rechazo a la evaluación universal y a la ACE, exigiendo su cancelación y reclamando la salida de Gordillo del sindicato. Estas mismas demandas motorizaron las masivas movilizaciones de los primeros meses del año, que expresaron un amplio descontento entre las bases frente al ataque del gobierno en complicidad con la burocracia sindical.

Este día del maestro, sin embargo, mostró una disminución en la participación de los docentes, y es que luego de la imponente marcha del 3 de febrero en la capital del país, la dirigencia de la CNTE careció de una política frente a la represión por la vía de los descuentos salariales, aplazó la siguiente jornada de lucha hasta mediados de marzo y luego terminó negociando un infructuoso foro en el senado, con lo cual los ánimos combativos se vinieron abajo.

Pero el descontento persiste, pues la amenaza al empleo sigue latente: durante la ceremonia oficial por el día del maestro en Los Pinos, la “maestra” Elba Esther le aseguró al presidente que “la evaluación universal será una realidad”, y ya se anunció su aplicación para el 23 y 24 de junio a los inscritos en carrera magisterial y tentativamente el 7 de julio para el resto en educación primaria.

La preocupación de los maestros por su estabilidad laboral no es infundada, como quieren hacer creer tanto los charros como el gobierno, pues la evaluación universal es una “recomendación” de la OCDE que a la letra dicta: México necesita con urgencia un sistema de evaluación docente basado en estándares. Un sistema puramente formativo en sus primeros años, acompañado de un adecuado apoyo profesional.

Después de haber implementado este sistema y de haber socializado sus reglas, el sistema puede incluir variables formativas y sumativas; por ejemplo, recompensar a los docentes excelentes o dar apoyo a los docentes de menor desempeño. Los docentes que presenten un bajo desempeño de forma permanente deben ser excluidos del sistema educativo. (1)

Por el paro y la movilización del magisterio nacional hasta vencer

Ante la respuesta insatisfactoria del gobierno perredista de Oaxaca al pliego de demandas de la Sección 22, los maestros de la entidad iniciaron este 21 de mayo un paro de labores indefinido. Por su parte, el magisterio disidente de Michoacán, Guerrero y Chiapas anunció también un paro indefinido que comenzará el lunes 28.

Estos deben ser los puntos de apoyo para que la CNTE llame a la movilización y el paro del magisterio nacional hasta echar abajo la ACE y la evaluación universal, impulsando el más amplio frente único de todos los trabajadores de la educación y las asambleas de base en todas las escuelas y centros de trabajo para organizar democráticamente la lucha.

JPEG - 61.6 KB

Por la independencia de clase de los trabajadores de la educación

En el clima electoral que permea la vida política del país, las direcciones sindicales opositoras –incluidas algunas direcciones de la CNTE como las de las secciones 18 y Novena- están llevando las luchas de los trabajadores a la confianza en que votando por López Obrador se van a resolver sus demandas.

Esto explica la presencia del SME en la marcha del 15 de mayo que, al tiempo que fortalecía la movilización, lo hacía llamando a votar por AMLO, dejando de lado, por ejemplo, que el tabasqueño ya se pronunció acerca de la necesidad de darle continuidad a la evaluación universal; que reivindica la vía civil y pacífica que ya se mostró impotente en la lucha del SME; que está cada vez más alineado con los empresarios y que está por proteger los intereses de las transnacionales, en suma, que es una dirección ajena a los intereses de los trabajadores.

Su programa, por ejemplo, no contempla la renacionalización de los sectores de la industria energética y petrolera ya privatizados, que generarían, junto al no pago de la deuda externa, el cese de apoyos al FMI e impuestos progresivos a las grandes fortunas, recursos suficientes para, entre otras medidas, atender las necesidades de educación, salud, vivienda y recreación de las grandes mayorías explotadas y oprimidas.

En la lucha del magisterio contra la ACE y la evaluación universal, es indispensable levantar una política de absoluta independencia política del Estado y los partidos del Congreso, no confiando más que en las propias fuerzas para vencer.

El magisterio debe dejar de ser botín electoral del PRD y del PANAL, ya que la confianza en estos partidos, ha llevado nuestras luchas a un callejón sin salida. Sólo la confianza en nuestras propias fuerzas y organización pueden echar atrás definitivamente la ACE y todo el ataque.

(1) Acuerdo de cooperación México-OCDE para mejorar la calidad de la educación de las escuelas mexicanas. OCDE, 2010.









  • No hay comentarios para este artículo